Prácticas de descompactación de suelo en frutales

115

La compactación de suelo en frutales afecta la longevidad del huerto, su crecimiento, producción anual, y con ello, los ingresos esperados y la rentabilidad necesaria que justifica su inversión.  Para descompactar suelos en frutales y vides deben combinar medios físicos con medios biológicos. Los medios físicos son medidas como disminuir el número de pasadas de maquinaria por el huerto, aumentar la superficie efectiva de los neumáticos, disminuir el peso de los equipos, no rastrear las entrehileras, no mantener barbechos químicos permanentes sobre la hilera, subsolar. Los medios biológicos implican agregar materia orgánica al suelo ya sea como mulch o cultivos de cobertera incorporados, agregar compost o extractos de compost, mantener cubiertas verde permanentes en hileras y entrehileras.

En este artículo destacaremos las prácticas biológicas, por ser las menos consideradas al momento de buscar soluciones a la compactación de suelos, siendo a su vez, las más efectivas y permanentes en resolver  el problema.

Las aplicaciones de materia orgánica se pueden lograr agregando guano de aves y animales, rastrojos de cultivos, desechos orgánico de agroindustrias, picado de la poda del mismo cultivo. Estos materiales se esparcen sobre el suelo y pueden ser incorporado o no. Es una materia que tiene menos densidad que el suelo, por lo que bajará inicialmente un poco la densidad total en la capa superior del suelo donde fue incorporado. Con el paso del tiempo esos desechos serán atacados por bacterias y hongos y formaran la materia orgánica compuesta por una fracción mayoritaria en ácidos húmicos que tienen la facultad de dar estabilidad y agregación al suelo, y actuar como coloides para el intercambio de nutrientes; una fracción de azúcares y ácidos fácilmente degradables que son fuente de alimento para bacterias y hongos; y una fracción menor aún, que corresponde a los organismos vivos que están en esta materia orgánica. Las aplicaciones de compost, o extractos de compost, lo que hacen es agregar esporas, estructuras de resistencia  y microrganismos vivos al suelo. Es la forma de inoculación de una batería de microrganismos que cumplen distintas funciones en el suelo, pero la cual actúa como una red que mueve la energía en el suelo y posibilita su productividad.

Los cultivos de cobertera, son especies vegetales anuales o perennes, que tienen por función mantener una cubierta vegetal sobre el suelo de modo que  sirva de protección contra la pérdida de suelo por erosión; el sellado superficial por el golpe de las gotas de agua; el calentamiento de la superficie, forzando la evaporación de agua y destruyendo microrganismos;  a la vez, constituir un hábitat para insectos benéficos y atraer polinizadores, o ser una fuente de ingresos al cosecharla o usarla en pastoreo.

 Sin embargo, el rol principal de los cultivos de cobertera se encuentra bajo la superficie, en el papel que juegan sus raíces en ayudar a mantener una comunidad biótica que crea las condiciones para la productividad del suelo. Cada especie tiene sus características morfológicas o fisiológicas que aportan al conjunto, y que pueden ser utilizadas con mayor o menor presencia  ante un problema específico del suelo.

Así, hay plantas que tienen raíces que profundizan más que otras que se pueden utilizar para ir conquistando el perfil del suelo y llevar materia orgánica a grandes profundidades. Algunas plantas exudan más que otras, con lo que son más rápidas en crear comunidades de microrganismos en su rizosfera; otras están asociadas a bacteria y fijan nitrógeno teniendo un proceso mucho más corto en degradarse en el suelo, liberando grandes cantidades de nitrógeno desde sus tejidos como de la nodulación.

Hay una gama de planta que tiene raíces pivotantes que profundizan y son capaces de pasar por suelos compactos y dejar construido con ello canales por donde pasa el agua y el aire, unas con raíces de grandes dimensiones que tiene un efecto de subsolado. Plantas que microrrizan extendiendo sus raíces y que van estableciendo redes de comunicación entre las raíces de distintas especies; otras que producen compuestos que entregan en sus exudados que tienen beneficio de repeler o atacar cierto patógenos.

La variedad de plantas permite asumir distintas estrategias de acción, como puede ser si se trabaja con cultivos anuales o perennes, si se quiere mantener el suelo todo el año, o en un periodo específico; si se quiere aprovechar como un cultivo que genera ingresos, o sólo cumple con su función biológica

La adopción de estas prácticas de descompactar el suelo es un sistema de bajo costo para solucionar un problema que incide directamente en la producción de un huerto y la rentabilidad de la inversión. Es la forma más barata, eficiente y persistente de reducir enfermedades que matan árboles, y corregir problemas del suelo que afecta el volumen de producción y la calidad del producto.

video 1

video 2

video 3